La clave de la prevención de enfermedades en siglo XXI está en la nutrición

Entradas etiquetadas como ‘embarazo saludable’

La dieta mediterránea como ayuda para concebir

Según un estudio elaborado por el departamento de Medicina Preventiva y Salud Pública y el Instituto Cultura y Sociedad de la Universidad de Navarra, la dieta mediterránea podría beneficiar a las personas que estén buscando un embarazo.

El trabajo, coordinado por el Dr. Jokin de Irala, catedrático de Medicina Preventiva, se ha realizado con una muestra de 2.000 mujeres de entre 20 y 45 años, en quienes se observó que aquellas que más se adherían a un patrón de dieta mediterránea tenían menos dificultades para lograr un embarazo.

Las voluntarias del estudio seguían dos patrones de dieta fundamentales: un patrón más occidentalizado caracterizado por un alto consumo de carnes rojas, comida rápida, lácteos enteros, repostería industrial, patatas, huevos, cereales refinados, salsas, comidas procesadas y refrescos azucarados y un patrón mediterráneo que incluía un alto consumo de aceite de oliva, verduras, pescados, frutas y carne de ave, así como mayor consumo de lácteos bajos en grasa.
En función de estos dos modelos, y tras realizar el seguimiento de las voluntarias durante una media de seis años y medio, los especialistas identificaron que las mujeres con mayor adhesión al patrón mediterráneo habían presentado una probabilidad un 44% menor de consultar al médico por tener dificultades para concebir.

En las próximas XVI Jornadas Nacionales de Nutrición Práctica, que se celebrarán el 14 y 15 de Marzo en Madrid y que están organizadas por SPRIM, grupo global especializado en estrategia, innovación y marketing en salud y bienestar, se abordará este tema en la mesa redonda “Alimentos Mediterráneos”. Además, dicho grupo de expertos, recomienda llevar a cabo un patrón de dieta mediterránea para toda la familia que incluya un alto consumo de productos vegetales (frutas, verduras, legumbres, frutos secos), pan y otros cereales a poder ser integrales, carnes y pescados magros y el aceite de oliva como grasa principal.

Por una alimentación saludable durante el embarazo

Existe la creencia generalizada que durante el embarazo la mujer tiene que comer por dos, por lo que el incremento de peso  está permitido socialmente.

Si bien habría que hacer una distinción entre el incremento de peso normal que conlleva el embarazo, entre 11,5 y 16 Kg, al incremento fuera de lo común que supone engordar más de estas cantidades, lo que le convierte a la mujer embarazada en una persona con sobrepeso u obesidad en función de los kilos de más que padezca.

Según Dª Bridget Benelam, de la British Nutrition Foundation, se hace patente la necesidad de proporcionar unas pautas a la mujer embarazada sobre el control de su peso durante esta etapa. Esto se hace tangible en una encuesta realizada por el Royal College de Midwives and NetMums sobre 6.000 mujeres de Reino Unido, en la que el 61% afirmaba que sus matronas nos les habían proporcionado consejo en lo que al control de su alimentación se refiere.

El hecho de que exista un vacío informativo en las recomendaciones del National Institute for Health and Clinical Excellent en cuando a las recomendaciones del peso en el embarazo hace que exista un desconocimiento generalizado entre las madres y se desconozca información tan relevante como que las calorías extras necesarias durante las 12 últimas semanas del embarazo son 200 Kcal., no siendo necesaria ninguna caloría adicional a lo normal durante las primeras 28 semanas del proceso.

Los expertos  científicos de SPRIM creen en la iniciativa de proponer una guía para mujeres donde se les proporcionen pautas y consejos antes de quedarse embarazadas  con el objetivo de llevar un embarazo saludable.